El Ayuntamiento de Mequinenza entrega los cheques bebé de 2019.

Un total de 11 familias se beneficiarán de esta ayuda que se entrega anualmente y que este año se ha incrementado hasta los 600 euros por nacimiento o adopción

El Salón de Plenos del Ayuntamiento de Mequinenza acogía el acto de entrega de los cheques bebés correspondientes a los nacimientos y adopciones de 2019. Se trata de una iniciativa de carácter marcado social que se puso en marcha en 2005 con el claro objetivo de fomentar la natalidad y fijar población en el municipio. Así lo indicaba Magda Godia, alcaldesa de Mequinenza, que junto a Montse Gimeno, concejal de atención ciudadana, bienestar social y sanidad, han hecho entrega de la ayuda a las familias de los 11 nacimientos que se han producido en la localidad durante el año

Un entrañable acto en el que por primera vez se han reunido los quintos de 2019 de Mequinenza y en el que Godia aseguraba es “una alegría encontrarnos con los nacidos durante el año y sus familias”. Destacaba la importancia de que la población de la localidad no sólo se mantenga sino que aumente “de ahí el esfuerzo para echaros una pequeña mano en el día a día y no sólo con la entrega de esta ayuda”, en referencia a los servicios municipales que pone el Ayuntamiento a disposición de las familias como son la Escuela Municipal Infantil “La Ruella” o la Ludoteca.  Una línea de trabajo, decía,  “en la que debemos seguir insistiendo”. Además animaba a los padres a educar a los pequeños en valores “ya que el día de mañana serán los que nos dirigirán, son nuestro futuro”.

El cheque bebé ha incrementado su dotación desde los 450 a los 600 euros. Se han entregado un total de 11, por los nacimientos de 8 niñas y 3 niños, con un importe total de 6.600 euros, a los que hay que sumar unos obsequios donados por la planta de Procter&Gamble (P&G) de Mequinenza y cuya entrega ha corrido a cargo de Mónica Vera. Para poder percibir estas ayudas uno de los progenitores debe estar empadronado en Mequinenza, sin interrupción, durante los 3 años anteriores al nacimiento o la adopción, tras el nacimiento o la adopción toda la unidad familiar deberá empadronarse en el mismo domicilio de la localidad y estar al corriente de sus obligaciones tributarias.

Un acto en el que además de los familiares de los pequeños, especialmente padres, abuelos y hermanos, también han participado Débora Bravo, concejal de educación y deportes, y las también concejales Pili Catalán y Montse Aguilar.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.