La Comunidad de Regantes APAC de Mequinenza someterá a votación en asamblea el anteproyecto de ampliación de su superficie regable

Supondrá una inversión de 17, 2 millones de euros y permitirá duplicar la superficie regable, reducir el coste energético y asegurar las reservas hídricas

La Comunidad de Regates APAC de Mequinenza someterá a votación el anteproyecto de ampliación de su superficie regable en una asamblea que se celebrará en la Sala Goya de la localidad el jueves 30 de noviembre a las 7 de la tarde en primera convocatoria y a las 7 y media en segunda. El objetivo es tenerlo todo a punto para la publicación de las bases de la convocatoria de ayudas a nuevos regadíos que el Gobierno de Aragón publicará a principios del próximo año.

El anteproyecto contempla una inversión de 17,2 millones de euros para la puesta en regadío de 1.361 nuevas hectáreas que se sumarán a las 1.534 de la primera fase. El objetivo del proyecto es reducir el coste energético y asegurar las reservas hídricas de los 427 partícipes, tanto regantes como expectantes. Para ello aprovechan las actuales instalaciones y se contempla la construcción de un nuevo embalse de 243.000 metros cúbicos de capacidad a mayor altura, una nueva captación y la reubicación de la actual para rebajar la cota de la toma ubicada en el embalse de Mequinenza.

Se construirá una nueva tubería de 6 kilómetros de longitud para llenar el nuevo embalse que permitirá regar por presión natural a prácticamente toda la zona regable y que permitirá mantener la captación en caso de avería grave al disponer de dos tuberías. Paralelamente se plantea la puesta en marcha de un sistema de generación de electricidad con placas solares y con tecnologías de recuperación para aprovechar la energía del agua almacenada por medio de turbinación.

En cuanto a la financiación correrá a cargo de los regantes y del Gobierno de Aragón al 50 % una vez se publique el decreto que regulará las ayudas a nuevos regadíos, que se concederán por libre concurrencia de ahí la necesidad de contar con un buen proyecto y un apoyo mayoritario para conseguir la máxima puntuación. Con las ayudas concedidas las previsiones del coste a los regantes por hectárea, en una primera aproximación, rondaría los 6.000 euros para la nueva zona regable y los 1.000 para los actuales regantes que también se beneficiarán de las mejoras que supondrá la ampliación.

PUBLICIDAD

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*