La mequinenzana Miriam Aldabo, queda subcampeona en la Donosti Cup 2017

 

Miriam Aldabo, participo junto a su equipo en la Donosti Cup 2017. Quedando subcampeonas tras enfrentarse al Atletico de Madrid.

La mequinenzana que participo con su club, el AEM, Lleidata, consiguió alcanzar la segunda plaza del tan laureado torneo. La edición número 26 de la Donosti Cup trajo más equipos que nunca a la capital guipuzcoana. Si el año pasado, coincidiendo con las bodas de plata del torneo, fueron 533 los conjuntos que participaron en la competición, esta vez han sido 582 los que han tomado parte. Además, este año llegaran niños y niñas de 26 nacionalidades diferentes. Se estrenaron  incluso países que no habían tenido representación hasta el momento en San Sebastián como Croacia, Jordania, Filipinas, Singapur y Panamá. Estas cifras ayudan a afianzar a la Donosti Cup como el cuarto campeonato de fútbol base más grande del mundo, por detrás de Gothia Cup (Suecia), Norway Cup (Noruega) y Helsinki Cup (Finlandia), que rondan los 1.000 conjuntos cada uno.

La categoría femenina tampoco es ajena al incremento de participantes. Se vieron en acción por todo el territorio a 120 equipos de chicas, 12 más que en la pasada edición. El París Saint-Germain, uno de los grandes clubes del fútbol femenino europeo, actual subcampeón de la Champions, repitió en la Donosti Cup por segundo año consecutivo. Además, cuatro equipos de la Liga Iberdrola compitieron en el campeonato donostiarra. Estos son el Atlético de Madrid, Rayo Vallecano, Zaragoza y Madrid CFF, que acaba de ascender a la máxima categoría. El Oiartzun y el Añorga también competieron en diferentes categorías y se pudieron enfrentar hasta con clubes de nueve países diferentes: España, Francia, Bélgica, Suecia, Estados Unidos, Canadá, México, Panamá y Sudáfrica.

Las féminas” Lleidatanes”

Pero si hay una participación que destaco  por encima del resto fue la del equipo SE AEM de Lleida, que ha sido encuadrado en el grupo G de la categoría G-14, infantil, junto a las guipuzcoanas del Mariño y Zestoa, las canadienses del Celtix Du Haut-Richelieu y las tinerfeñas del Tacuense.

‘Las barbies también juegan’

El conjunto catalán formado por chicas nacidas entre 2003 y 2004 fue noticia a nivel internacional tras convertirse en el primer equipo femenino en quedar campeón en una liga de chicos. El AEM conquistó el campeonato de Segunda Infantil con unos números espectaculares: un solo partido perdido de un total de 22 y resultaron vencedoras cuatro jornadas antes de que finalizara la competición.

Han contado además con la máxima goleadora del torneo, Andrea Gómez, y la portera menos goleada, Laura Martí. Marcaron 93 goles y solo concedieron 25. Las ilerdenses han sido las mejores en todos los apartados de la liga. Este éxito sin precedentes ha servido para que el AEM, que hasta ahora tenía seis equipos femeninos, cuente a partir de la próxima temporada con ocho. Casi el 25% de los jugadores inscritos en el club serán chicas.

El hecho de conseguir unos resultados tan meritorios no ha evitado que hayan tenido que oír desde la grada algún que otro comentario despectivo. A veces, incluso, provenientes de las madres de los niños. Dani Rodrigo, el entrenador del equipo, reconoce que «eso nos ha sorprendido, pero por fortuna no ha afectado a las jugadoras». Esas palabras ofensivas no hicieron más que elevar la moral del equipo. De ahí surgió su lema ‘Las barbies también juegan’, en respuesta a uno de los comentarios que recibieron en un partido: «Solo servís para jugar con barbies».

 

Además de los partidos que jueguen en la Donosti Cup, las catalanas mantienen un importante partido, a través de una campaña de crowdfunding con la que buscan seguir desarrollando su sección femenina. «Quizás es una utopía, pero nuestra ilusión con el primer equipo femenino es intentar meter la cabeza en primera división», confía el presidente del club.

 

PUBLICIDAD

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*