El Par insta a la DGA a eliminar las trabas administrativas que frenan el fomento de la pesca recreativa y deportiva en Aragón

La diputada del PAR, Lucía Guillén, ha presentado una Proposición no de ley para que el Gobierno de Aragón emita las autorizaciones administrativas necesarias para fomentar la pesca recreativa y deportiva en Aragón que genera importantes beneficios económicos a muchas zonas aragonesas. La senadora del PAR, Rosa Santos, ha explicado que el PAR pide también al Gobierno de la nación que modifique la Ley 42/2007 de Patrimonio Natural y Biodiversidad adaptándola al Reglamento europeo para garantizar la actividad de pesca deportiva y recreativa de especies como la carpa, el lucio, la trucha arco iris, el siluro  y el black bass, entre otros, en espacios que no comprometan la viabilidad y el desarrollo natural de las especies autóctonas.


 

 El Partido Aragonés (PAR) ha presentado en el Parlamento autonómico una proposición no de ley con la intención de que en el menor plazo posible el Gobierno de Aragón PSOE-CHA elimine las trabas administrativas que son “un freno” para la actividad de la pesca deportiva y recreativa en Aragón y suspenda la orden por la que se aprueba el Plan General de Pesca para el año 2017 con el fin de seguir permitiendo la captura y suelta de las especies exóticas invasoras que tienen un interés económico esencial para Aragón.

 

La diputada Lucía Guillén, impulsora de la iniciativa y la senadora del PAR, Rosa Santos, han mostrado su “gran preocupación” y han avisado de que “este Plan podría ser desastroso para muchos territorios que tienen esta actividad como pieza clave de su desarrollo económico y social pudiendo afectar de manera concluyente a la continuidad de los negocios y al empleo”.

Licencias y permisos de accesos mueven en Aragón más de 1,5 millones de euros

Santos ha señalado que según datos facilitados por la FAPYC, solo las licencias y permisos de acceso a los cotos mueven más de 1,5 millones de euros en Aragón “a lo que hay que añadir las repercusiones positivas que tiene esta práctica directa o indirectamente en los negocios afectados”. Por su parte, la diputada Lucía Guillen, que ha insistido en que “la pesca deportiva es uno de los motores turísticos y económicos de primer orden en Aragón”, ha indicado que las consecuencias de aplicar este plan autonómico sería “muy perjudicial”

Con todo y así las cosas, el PAR insta a la DGA a emitir, en el ejercicio de las competencias que le otorgan los artículos 64.3 y 65.1 de la ley 42/2007 de Patrimonio Natural y la Biodiversidad, las autorizaciones administrativas pertinentes para fomentar la pesca recreativa y deportiva en Aragón. También a  suspender la ORDEN DRS/139/2017, de 8 de febrero de 2017, por la que se aprueba el Plan General de Pesca de Aragón para el año 2017 antes de que comience la temporada de pesca y mientras no se adapte la legislación Estatal a la europea, para seguir permitiendo la captura y pesca de las especies exóticas invasoras que tienen un interés económico esencial para Aragón. Además, el PAR pide al Gobierno de la nación que se modifique la Ley 42/2007 de Patrimonio Natural y Biodiversidad adaptándola al Reglamento Europeo y del Consejo 1143/2014 de 22 de octubre de 2014, sobre prevención y la gestión de la introducción y propagación de especies exóticas invasoras, teniendo en cuenta el artículo 9 donde se recogen las excepciones por razones de índole económica y social al objeto de garantizar la actividad de pesca deportiva y recreativa de especies como la carpa, el lucio, la trucha arco iris, el siluro o el black bass, entre otros, en espacios que no comprometan la viabilidad y el desarrollo natural de las especies autóctonas.

 

La pesca deportiva: una actividad generadora de importantes recursos económicos para distintas zonas del territorio aragonés

La impulsora de la iniciativa, la diputada del PAR, Lucía Guillén, ha explicado que  la pesca deportiva reporta importantes recursos económicos a numerosas zonas de Aragón, y la práctica consiste en capturar primero y liberar después “todo lo que se pesca”. ”Zonas como el Mar de Aragón, el embalse de Barasona, el coto del Cinca y los ríos pirenaicos son sede habitual de este tipo de actividades”, ha señalado la parlamentaria.

En los antecedentes de la iniciativa el PAR recuerda que la Ley 42/2007 de 13 de diciembre de Patrimonio Natural y la Biodiversidad, define las especies exóticas invasoras (EEI) como “las que se introducen o establecen en un ecosistema o hábitat natural o seminatural y son un agente de cambio o amenaza para la diversidad biológica nativa, ya sea por su comportamiento invasor o por el riesgo de contaminación genética”. Asimismo, esta norma establece que las administraciones públicas competentes prohibirán la introducción de las especies, subespecies o razas geográficas alóctonas, e incluye el Catálogo Español de Especies Exóticas Invasoras que determina otras prohibiciones en materia de transporte, posesión, tráfico y comercio con especies invasoras.

Posteriormente a esa Ley se aprobaron dos Reales Decretos de 2011 y 2013 que regularon el catálogo de Especies Exóticas Invasoras exonerando a ciertas especies bajo petición de algunas comunidades por el interés económico que estas reportaban a los territorios. Algunas organizaciones ecologistas recurrieron el Real Decreto 630/2013 de 2 de agosto, por el que se regula el catálogo español de especies exóticas invasoras, y el Tribunal Supremo, recuerda la senadora Rosa Santos, estimó “parcialmente” esa petición en marzo de 2016. Como resultado, especies como el siluro, la carpa, la carpa americana, el black bass la trucha arcoíris y algunas otras pasaron a ser “invasoras sin paliativos y candidatas a erradicar”. Dichas restricciones van a suponer “una desastrosa afección económica para muchas zonas rurales que tienen en la pesca deportiva uno de sus recursos económicos esenciales”.

A esto hay que sumarle, explican Guillén y Santos, que la ORDEN DRS/139/2017, de 8 de febrero de 2017, por la que se aprueba el Plan General de Pesca de Aragón para el año 2017 recoge lo establecido por la sentencia del Tribunal Supremo, si cabe de manera más restrictiva.

La senadora Rosa Santos ha recordado que el pasado mes de junio el PAR pidió levantar la prohibición que haría inviable la pesca deportiva en Aragón “poniendo en peligro la economía y el turismo de buena parte nuestro territorio”. El trabajo del PAR ha sido “constante e incesante”, ha indicado, “he mantenido distintas reuniones con el Ministerio, me he reunido con la ministra quien me manifestó su compromiso de modificar la ley por el trámite de urgencia”, y he mantenido y mantengo encuentros habituales con la Asociación Nacional de Pesca, con la autonómica y con la Plataforma en defensa de la Pesca”.

También, con los presidentes de las federaciones española y aragonesa de pesca, José Luis Bruna y Victor Otal, respectivamente, a los que manifestó su apoyo y compromiso a través de iniciativas para que la pesca deportiva “tenga futuro y se anule el texto que la pone en peligro”. El deporte de la pesca en Aragón con lo que ello representa en términos turísticos, económicos y deportivos, es “importantísimo”, señala, siendo en localidades como Mequinenza, Caspe, Chiprana o Escatrón “el principal y primer motor, y muy importante en todo el Mar de Aragón”.

PUBLICIDAD

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*