Los alumnos del colegio María Quintana de Mequinenza elaboran un Belén con envases de diferentes tipos de yogures

La instalación, en cuya elaboración han participado todos los alumnos del centro, se ha ubicado en el hall del colegio

El Belén del Colegio María Quintana de Mequinenza se ha elaborado este año con elementos reciclados como recortes de tela, cajas de cartón, vasos de plástico o envases de diferentes tipos de yogures que, una vez debidamente decorados, se han convertido en personajes y animales que se renuevan por completo cada año.

Se trata de una actividad colaborativa en el que cada grupo se encarga de una tarea dependiendo del curso de manera que al finalizar su paso por el centro se completa todo el proceso decorativo.

Buena parte de las tareas se han desarrollado en el área de plástica, aunque también han colaborado los padres y madres de alumnos del centro, especialmente los de infantil, que han echado una mano.

Todo el proceso bien coordinado ha dado como resultado un espectacular Belén con río, iluminación y música ambiental que anima los recreos.

PUBLICIDAD

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.