El Ebro alcanzará los 1.311 metros cúbicos de caudal el miércoles a su paso por Zaragoza

El caudal del río Ebro a su paso por la capital aragonesa llegará a los 1.311 metros cúbicos el próximo miércoles al mediodía. Así lo reflejan los datos provisionales del sistema de seguimiento de la Confederación, que informa de que a última hora de este lunes ya habrá superado los 900 metros cúbicos.
Imagen del Ebro, a su paso por Zaragoza
Imagen del Ebro, a su paso por Zaragoza

El Sistema Automático de Información Hidrológica de la Confederación Hidrográfica del Ebro prevé en sus datos provisionales de aviso que para el próximo miércoles al mediodía llegue la punta máxima de caudal del río a su paso por Zaragoza con unos 1.311 metros cúbicos.

Ya al final de este lunes superará los 900 metros cúbicos y este martes se irá elevando hasta alcanzar los 1.200 cuando termine el día. Cuando alcance los 1.311 al mediodía del miércoles comenzará un descenso hasta los 1.270, bajando a los 900 el jueves.

En un comunicado, la Confederación ha asegurado que se trata de una crecida ordinaria y también la de Castejón con entre 1.400 y 1.500 en la mañana del martes. Eso sí, los caudales previstos en Miranda y Logroño se consideran cercanos a máximas crecidas ordinarias. Se espera que el caudal de Miranda no supere los 700 metros cúbicos por segundo, aunque todavía es pronto para descartarlo totalmente y en Logroño se esperan aproximadamente 1.000 metros cúbicos por segundo durante la tarde de este lunes.

Estos datos pueden ir variando con el paso de las horas si cambian las previsiones meteorológicas o se registran precipitaciones diferentes a las esperadas. Desde el pasado viernes por la tarde se han registrado precipitaciones persistentes en prácticamente toda la cuenca del Ebro, acumulándose entre 70 y 120 litros por metro cuadrado en las cabeceras de los afluentes de la margen izquierda de la cuenca alta del Ebro y entre 30 y 60 litros por metro cuadrado en el resto. Durante las últimas 24 horas las precipitaciones han ido remitiendo, quedándose restringidas al cuadrante noroeste de la cuenca, donde se han recogido entre diez y 30 litros por metro cuadrado, siendo más cuantiosas cuanto más al norte. La cota de nieve se ha situado sobre los 1.100.

En el Ebro el caudal es ascendente desde Miranda hasta Mequinenza. Según datos de esta última previsión (a primera hora de este lunes) en el Ebro por Miranda circulan 660 metros cúbicos, 900 por Logroño, 980 por Castejón, 760 por Zaragoza y 700 por Tortosa. En los ríos en descenso han destacado los máximos registrados ayer de 127 en el Nela en Villarcayo y en el Trueba en Medina de Pomar, 133 en el Jerea en Virués, 171 en el Bayas en Miranda, 119 en el Zadorra en Vitoria, 265 en el Zadorra en Miranda, 116 en el Ega en Estella y 597 del Arga en Etxauri.

Al mediodía de este lunes, los niveles más preocupantes son los que han registrado en Miranda de Ebro, con 4,70 metros. En el resto de la cuenca los caudales de los ríos afectados por las crecidas del fin de semana siguen descendiendo y el de los no afectados se mantiene estabilizado. La laminación de los embalses ha sido muy importante en este episodio. El embalse del Ebro ha reducido los caudales del Ebro alto 250 metros cúbicos, el sistema Ullívarri-Urrúnaga ha reducido los caudales del Zadorra 250, Eugui ha reducido los caudales del Arga en 20 y entre Itoiz y Yesa han reducido los caudales del Aragón en 150 metros cúbicos. Mequinenza, por su parte está laminando la avenida del Ebro soltando un caudal constante de 800 metros cúbicos. Los efectos de la fusión nival han sido importantes en la cabecera del Ebro. En el resto no han sido muy determinantes.

PUBLICIDAD

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*