Castelló, Módol y Bolea se emocionan recordando al periodista y divulgador histórico de Mequinenza Edmon Vallés en las jornadas ‘Mequinensa, Capital’

 

Los tres ponentes que participaron en la conferencia- coloquio ‘Edmon Vallès, reporter polític’ lamentaron el desconocimiento general sobre la figura del mequinenzano.

Más de medio centenar de personas asistieron al acto celebrado en la Biblioteca Pública de Lleida dentro del programa de actividades organizadas con motivo de la celebración de las jornadas ‘Mequinensa, Capital’ que se prolongará hasta el viernes 27. Josep María Castelló abría la conferencia recordando algunas vivencias compartidas con Edmón Vallés (Mequinenza, 1920 – Barcelona, 1980) y asegurando ‘haber cumplido una deuda rindiendo homenaje a un amigo, a un maestro, a un gran trabajador y patriota, en definitiva un hombre bueno’.

Pep Mòdol, que conoció a Vallés en la redacción de Telexpres en los 70, repasó la biografía del periodista de Mequinenza, ‘maestro y amigo’, deteniéndose en aspectos como su participación en la Guerra Civil, su faceta como redactor jefe y fundador de la revista ‘Historia y Vida’, su profundo conocimiento de las Guerras Carlistas, su generosidad o su carácter dialogante y pacificador. Incidía el catalanismo del mequinenzano porque ‘era un hombre universal’ y lamentaba ‘que una persona tan grande sea tan desconocida, eso es culpa nuestra’.

Se detuvo en la faceta más política de Vallés ‘era un socialista de los que nos gustaban, de los utópicos del siglo XIX, de los que realmente se lo creían, de los que se ponían en primera fila y de los que siempre daban la cara, uno de los artífices del movimiento socialista en Catalunya’ e hizo hincapié en que ‘es el político que todos añoramos, el que todos querríamos tener, el que hace política porque cree en la gente, cree en el país, cree en el futuro y en que las cosas pueden ir mejor .

En la segunda parte del coloquio, Ramón Boleda detalló la relación del periodista con localidad leridana de Verdú, en la que tenía una vivienda en la que almacenaba los libros ‘que no le cabían en su casa de Barcelona’, y de la que se enamoró en su estancia cumpliendo con el servicio militar ‘por lo que encontró, especialmente en el ámbito de la cultura’. Emocionado afirmó ‘que nunca es tarde para honrar su memoria, estas jornadas pueden ser un punto de partida para reivindicar su trabajo y que juntos, a modo de hermanamiento entre Mequinenza y Verdú, reconozcamos todo lo que merece’.

El siguiente protagonista de las jornadas ‘Mequinensa, Capital’ es músico y compositor José Soler Casabón con una conferencia-concierto titulada ‘José Soler Casabón: un músic dins de les avantguardes parisines’ en la que participarán Jordi Estruga y el pianisa Carles Marigó, que interpretará dos piezas compuestas por el mequinenzano: ‘L’hiver sus les champs’ (1914) y ‘Crepuscules’ (1918).

PUBLICIDAD

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*