La flexibilidad laboral es la principal medida de conciliación en seis comarcas aragonesas, según un estudio sobre conciliació

conciliacion laboral La flexibilidad laboral es la principal medida de conciliación en las Comarcas de Los Monegros, Comarca de Teruel, La Litera, Cinca Medio, Bajo Cinca y Gúdar-Javalambre. Es una de las conclusiones del “Estudio de medidas de conciliación familiar y laboral en el tejido empresarial” elaborado a través del proyecto Concilia que se ha presentado este miércoles en Sariñena. Asimismo, el estudio destaca el desconocimiento de la normativa sobre la materia tanto por parte del empresariado como de la plantilla objeto del estudio. Por otro lado, las tareas del hogar siguen recayendo sobre todo en la mujer trabajadora. El “Estudio de medidas de conciliación familiar y laboral en el tejido empresarial”, elaborado a través del proyecto de cooperación interterritorial Conclilia (Programa Eje 4 Leader), se ha llevado a cabo en las comarcas de Los Monegros, Comarca de Teruel, La Litera, Cinca Medio, Bajo Cinca y Gúdar-Javalambre. A estos territorios pertenecen los grupos de acción local que participan en el proyecto: ADRI Teruel, CEDER Oriental, Agujama y CEDER Monegros, que coordina “CONCILIA”. Es la primera vez que se lleva a cabo un estudio de estas características en las seis comarcas aragonesas. Este jueves se ha presentado el estudio en rueda de prensa en el Salón de Actos de la Comarca de Los Monegros, con la presencia del presidente del CEDER Monegros, Alejandro Laguna, la presidenta de la Coordinadora de Asociaciones de Mujeres de Los Monegros, Margarita Périz y la autora del estudio, Amaia Palacios.

GARANTIZAR LA IGUALDAD EFECTIVA

El presidente del CEDER Monegros ha defendido “un desarrollo rural con enfoque de género que, además de promover proyectos dirigidos a mujeres, garantice los avances de igualdad efectiva”. Laguna ha recordado que el objetivo de CONCILIA es “impulsar la inserción socio-laboral y el emponderamiento de la mujer en el medio rural” para lo que era necesario contar con este estudio, con el fin de “conocer las medidas de conciliación familiar y laboral en el tejido empresarial de las pymes”. Para Laguna, “el conflicto entre vida familiar y laboral pone en cuestión la reproducción misma de la sociedad porque va más allá de una cuestión de género. Existe conciliación cuando se realiza el trabajo fuera y dentro de casa, tanto por parte del hombre como de la mujer, de manera satisfactoria, siempre y cuando se disponga de los recursos necesarios tanto familiares como temporales”. Por su parte, Périz ha dicho que este estudio es “muy oportuno” y ha reivindicado el derecho de la conciliación laboral y familiar para hombres y mujeres. Margarita Périz ha reprobado las polémicas declaraciones de la presidenta del Círculo de Empresarios, Mónica Uriol, que recientemente saltaron a las primeras páginas de los medios de comunicación porque “hacen un flaco favor a muchos años de trabajo de la mujer a favor de la conciliación”. Además, Périz ha destacado el importante papel de la Coordinadora que preside y de todas las asociaciones de mujeres de los pueblos de Los Monegros que suponen una red vital para el desarrollo del CONCILIA.

TRES CONCLUSIONES

Respecto al estudio Palacios ha informado que en todas las comarcas objeto de estudio se establece el mismo patrón de comportamiento en las Pymes encuestadas, que giran en torno a tres conclusiones principales. Una de ellas es el desconocimiento de la normativa sobre la conciliación familiar y laboral existente, tanto por parte del empresariado como de la plantilla. En concreto, la media general en todo el territorio CONCILIA asciende al 75 por ciento del empresariado que desconoce la normativa y el 70 por ciento de los trabajadores y trabajadoras, respectivamente. La segunda es que existe flexibilidad horaria en muchas de las empresas en cuanto a horarios de entrada y salida y permisos. Estas medidas se deben a las características mayoritarias de las empresas analizadas, como es el tamaño reducido y la familiaridad de las mimas, provocando la casi inexistencia de conflictos sobre este tema. Prácticamente la mitad de los encuestados indican que la flexibilidad laboral es su principal medio de conciliación. El tercer aspecto es el reparto de las responsabilidades familiares y del hogar se concluye que hay una clara tendencia a que las mujeres trabajadoras son también las encargadas del trabajo dentro del hogar, provocando una doble jornada laboral. Para realizar el estudio se ha llevado a cabo un trabajo de campo entre una muestra representativa del empresariado y de la plantilla de las pymes de dichos territorios aragoneses.

90 EMPRESAS

En total se han entrevistado a 90 empresas de las seis comarcas participantes y, en concreto, los cuestionarios han abarcado el ámbito de la familia, trabajos domésticos y medidas de conciliación. El sujeto del estudio son trabajadores y trabajadoras tanto por cuenta propia como ajena. Los requisitos para participar en la investigación han sido contar con al menos un año de antigüedad en la empresa y tener personas a su cargo (mayores, dependientes o menores de 14 años). Se trata de un estudio cuantitativo y cualitativo que recoge además una interesante bibliografía sobre la materia, en la que se incluyen las normativas sobre conciliación en España, así como las características laborales y económicas de las comarcas implicadas. Según ha señalado la autora, “los patrones entre las pymes de estas comarcas son muy semejantes, dado que el tejido empresarial es similar”. En su opinión, “el dato más llamativo es el desconocimiento de la normativa en materia de conciliación familiar y laboral, tanto por parte del empresariado como de trabajadores y trabajadoras”. Respecto a las medidas más demandadas son “la flexibilidad laboral y la reducción de jornada las más comunes en todas las comarcas”, apunta Palacios, quien ha añadido que, en general, ha existido colaboración en todos los territorios, “siempre hay empresas que no quieren proporcionar datos sobre su manera de trabajar, pero realmente me he encontrado con muy pocas”.

El programa CONCILIA está financiado por el proyecto Leader de la Unión Europea y el Gobierno de Aragón en el marco del Fondo Europeo Agrícola de Desarrollo Rural, FEADER, y cuenta además con la colaboración de la Coordinadora de Asociaciones de Mujeres de Los Monegros. Su objetivo es promover la participación activa y la inserción socio-laboral de la mujer del medio rural en el mercado de trabajo. A través de la sensibilización y la potenciación de oportunidades laborales fuera del ámbito doméstico se fomentará su independencia económico-social, así como nuevas políticas y actuaciones de conciliación personal y profesional.

PUBLICIDAD

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*